Ud. está aquíNeonazismo y antisemitismo en la actualidad. La Cultura de la Resistencia

Neonazismo y antisemitismo en la actualidad. La Cultura de la Resistencia


Publicado por: Agrun el 16 Junio 2014

Bookmark and Share
Autor: 
Dra. Mirta Goldstein
Fuente: 
Red de Mujeres Judías Argentinas

 

Cada vez más asistimos a renovados hechos de agravio y lesión al cuerpo comunitario judío, a sus instituciones en el mundo y a instituciones en las cuales los antisemitas piensan que los judíos son mayoría, tal es el caso de esta semana con las cruces esvásticas pintadas en las paredes de la Asociación Psicoanalítica Argentina.

Ante este hecho no puedo ni debo callar, ya que compongo el cuerpo societario de APA.

Lamentablemente, el esclarecimiento y la memoria o la Cultura de la Memoria que promovemos, no llegan a tener efecto en las mayorías. De hecho son cada vez más los gobiernos con parlamentarios xenófobos que ganan sus bancas en elecciones libres con discursos "ultra". Francia, Hungría, Bélgica, Ucrania, son solo algunos de esos países. Y en Argentina esta semana se le ha dado derecho civil a un partido con tendencias “ultra”.

Las posiciones "ultra" (de derecha, de izquierda) que renacen, vuelven a culpabilizar al extraño o diferente como lo son los inmigrantes, y al judío, al homosexual, a la mujer, etc., de las desventuras que acaecen en las sociedades, desconociendo que esas desventuras son consecuencia de la aplicación de sus propias políticas discriminatorias y excluyentes.

Por un lado, fortalecemos la Cultura de la Memoria contra el negacionismo del pasado, por otro, la repetición de los hechos presentes nos alarma y nos demanda pensar en el futuro. Por esta misma contrariedad histórico- social, es que insto a los judíos del mundo y a todos los hombres y mujeres de buena voluntad, a tomar consciencia de lo que llamo la Cultura de la Resistencia, o sea, accionar de manera mucho más coordinada entre todos los organismos, en contra de la nueva ola de discriminación y prejuicio que estamos atravesando.

¿Cómo nos estamos preparando los judíos para resistir, con la fuerza y la convicción necesarias y suficientes, para que no se renueve el horror? La respuesta que encuentro es recordar las palabras de Foucault: “Decir no, constituye la forma mínima de resistencia. Pero…en ciertos momentos…hay que decir no y hacer de ese No una forma de resistencia decidida”.

Adhiero a las palabras de este pensador porque a mi gusto las acciones que llevamos adelante, principalmente de esclarecimiento y educación, por un lado, y de diálogo interconfesional, por otro, parecen desarticuladas y de poca incidencia en el seno de la sociedad global y de las políticas emergentes. Debemos sin duda continuar con los diálogos de paz y de convivencia, con la educación para la diversidad y el multiculturalismo, pero también debemos pensar en cómo trabajar de manera más eficiente y articulada.

Pienso que un resistente hoy, es, en primer término, alguien quien logra pensar y develar algunas coordenadas del futuro y así darse cuenta de la necesidad de qué acciones tomar en el presente para que las estrategias constituyan actos mancomunados.

Para resistir hace falta entender el presente, vislumbrar el futuro decidirse a hacer algo y tener el coraje para sostenerlo.

No hubieran podido existir los partisanos, los protectores, los justos y los testimoniantes de la Shoá sin una consciencia de la resistencia a los regímenes autoritarios y a las fantasías xenófobas de los pueblos.

La imagen denigrada del judío, vuelve a estar presente en muchos medios de difusión tales como blogs, sitios de Facebook, etc.

Es obvio que no podemos evitar la proliferación de estas cosas que son promovidas aun dentro de los ámbitos de formación y educación como las universidades, pero sí, tenemos la responsabilidad de ubicar acciones que resistan eficazmente esos ataques.

Su voto: Ninguno Promedio: 5 (2 votos)
Bookmark and Share