Ud. está aquíANALIZAN PESO DEL HOLOCAUSTO EN PROCESO DE PAZ EN MEDIO ORIENTE

ANALIZAN PESO DEL HOLOCAUSTO EN PROCESO DE PAZ EN MEDIO ORIENTE


Publicado por: David Salischiker el 23 Febrero 2010

Bookmark and Share
Autor: 
Guillermo Lipis
Fuente: 
TELAM

 
La intelectual israelí Idith Zertal analiza "cuánto de atávico a la impronta del Holocausto existe en cualquier iniciativa de paz con los vecinos del Medio Oriente" en su nuevo libro `La Nación y la muerte. La Shoá en el discurso y la política de Israel`.
 

El ex canciller israelí Shlomo Ben Ami lo catalogó, en el prólogo de la edición de editorial española Gredos, como un trabajo "brillante y perturbador".
 
Y explicó: "La respuesta territorial al miedo judío de siglos de persecuciones y pogromos, el Estado de Israel, por militarmente robusto que llegó a ser, nunca pudo superar el miedo judío atávico. Su historia -agregó- se ha caracterizado siempre por una reacción traumática a cualquier iniciativa que ataña a su seguridad física".
 
Una guerra, al igual que una danza, es al menos un juego de dos. E independientemente de las posiciones adoptadas por los dirigentes de los países árabes y los políticos palestinos, estos intelectuales israelíes se repreguntan "¿cuánto de atávico a la impronta del Holocausto existe en cualquier iniciativa de paz con los vecinos del Medio Oriente?".
 
Ben Ami agregó: "La capacidad de distinguir entre fenómenos humanos e históricos es un signo de civilización". `De cualquier civilización` debería reafirmar, pero lo deja a evaluación del lector.
 
La autora reflexionó que "Israel invoca a Auschwitz cada vez que se halla ante un problema político y de seguridad (actuales) cuyos costos o consecuencias no ha querido afrontar".
 
También advirtió que "en una época de genocidios e inmensas catástrofes humanas, el uso sistemático y descontextualizado que se ha hecho de ello es uno de los principales ejemplos de la devaluación de la relevancia y magnitud de la Shoá".
 
Zertal, que critica la mirada de históricos líderes de su país, hace emerger la punta de un iceberg que, algunos años atrás, ya comenzó a discutirse entre las nuevas generaciones de israelíes.
 
Si sólo el drama del Holocausto, para muchos observadores, justificó la creación del Estado de Israel, nuevas generaciones de israelíes critican, sin negar el Holocausto, la saturación por la violencia constante y reivindican el concepto de `coexistencia pacífica` como una alternativa necesaria.
 
La académica, que enseña historia judía en la Universidad de Basilea, profundiza aún más su crítica sobre el uso del Holocausto al recordar un dicho de Marek Edelman, sobreviviente de la jefatura del "heroico" levantamiento del Gueto de Varsovia: "no se sacrifica la vida por los símbolos", dijo este combatiente por la libertad fallecido en octubre de 2009.
 
Por eso Zertal advierte que un país, cualquier país, también se construye sobre símbolos, pero no sólo con ellos. Este es el cambio que postulan tanto ella como Ben Amí, quien estuvo a un paso de lograr la paz con los palestinos.
 
Aarón Levy, un judío de origen marroquí que participó en las revueltas del Mayo Francés, ya se preguntó, en la década de los ochenta en Jerusalén, cuánto podría influir "la sombra negra del Holocausto en la mente de los políticos israelíes como para evitar la posibilidad de alcanzar la paz con los vecinos árabes".
 
De eso habla Zertal: de la construcción de una nueva memoria colectiva incluyente de nuevas realidades para nuevas generaciones.
 
Y para ello, las santas cenizas de Auschwitz no deben diseminarse ni olvidarse, sin que deben hablar en nombre de la esperanza alejando, aunque parezca paradójico, la descontextualización de este drama que, a veces, parece no haber
dejado lecciones asentadas en la historia de la humanidad.
 
¿Cuánto aprendió el mundo de Auschwitz? Es una pregunta inconclusa a la que Ben Ami y Zertal tratan de dar respuesta en `La Nación y la muerte`, un libro que, seguramente, levantará polémicas y múltiples opiniones entre sus lectores.
 
Telam - 19/02/2010

Su voto: Ninguno Promedio: 4.3 (3 votos)
Bookmark and Share

Quien dice que Israel se creó como "compensación" por la Shoah son más bien los antisemitas y los negacionistas; jamás se utilizó la masacre cometida por el estado alemán con complacencia de todo el mundo para justificar ninguna acción por parte del estado israelí.