Ud. está aquíBonafini dice que Macri es igual que Hitler. Hebe: Tus muertos no son mejores que los míos

Bonafini dice que Macri es igual que Hitler. Hebe: Tus muertos no son mejores que los míos


Publicado por: Anónimo el 31 Julio 2016

Bookmark and Share
Autor: 
Leonardo Feiguin

 
Las víctimas del terrorismo de estado, en cualquier época y lugar del mundo, merecen respeto y memoria.

No es válido analizar si perseguían ideales que compartimos o no, ni como los llevaban adelante. El hecho que el Estado como institución los haya martirizado solo por pensar de una manera, o de ser de una raza o religión determinada, o por sus preferencias sexuales hace que quienes tratamos de evitar que esos hechos se repitan, los recordemos.

Para mí, todas las víctimas son MIS víctimas, porque me siento ciudadano de la humanidad libre y sufro por todos ellos, no importa la excusa por la que hayan sido perseguidos. Pero para Hebe de Bonafini, sus muertos (los familiares suyos que fueron objeto de desaparición forzada de personas) valen más que cualquiera y en su honor es válido que las demás víctimas no merezcan respeto.
 

También es habitual que los que así creemos tratemos con condescendencia a los sobrevivientes, y a sus familiares evitando criticar conductas que en otras personas no hubiéramos dudado en descalificar y atacar. Es que debemos comprender las terribles consecuencias que en la psiquis humana pudo tener el tremendo padecimiento que ellos mismos tuvieron ya sea por ser sobrevivientes o familiares de las víctimas.
Sin embargo, no todo vale.

Vivimos en un país democrático y el estado de derecho implica respetar las normas y atenerse a las consecuencias si las transgredimos. A nadie se le ocurriría perdonar a un asesino porque ha sufrido mucho a causa que un familiar suyo fue sometido por el Estado a tormentos o aún a su muerte.

Hebe, estás matando de nuevo a seis millones de judíos víctimas del peor terrorismo de Estado que la humanidad ha conocido, ya que el Holocausto provocado por los nazis tuvo por objetivo el exterminio de una raza o religión completa por el solo hecho de pertenecer a la misma.

No te lo permito. No se justifica, ni con tu sufrimiento, ni con tu militancia.
 
Tus muertos son una excusa para ejercer tu despótica creencia de que todos los que democráticamente no coinciden son nazis.
 
Creo y deseo que tu violación a nuestras leyes sea castigada como cualquier ciudadano, y que tu burla a tantos millones de víctimas no pase desapercibida.
 
Leonardo H. Feiguin
 

Su voto: Ninguno Promedio: 3 (2 votos)
Bookmark and Share